Así es Carla, una joven italiana sin miedo a las alturas y pionera del 'slackline'

0
91

El ‘slackline’ es uno de los últimos deportes extremos que más están creciendo. Similar al funambulismo, consiste en caminar entre dos puntos de anclaje para realizar diferentes equilibrios y ejercicios, como saltos o piruetas. A diferencia del arte circense, aquí se emplea una cinta elástica plana de nailon o poliéster que permite realizar los ejercicios.

Aunque en su versión más extrema se practica en bosques entre árboles o entre dos acantilados, no es extraño verlo en playas entre dos postes relativamente bajos que, en caso de caída, no provoquen accidentes ni similares. Además, se puede combinar con otro tipo de ejercicios, como el yoga. En función de qué tipo de práctica, material de la cuerda o escenario, existen modalidades: trickline, waterline, highlines (que es el más peligroso porque está a más de 20 metros)…

Hablar de este deporte es hacerlo de una de las líderes mundiales al respecto: la italiana Carla Corigliano. Esta siciliana ya ha conseguido varios récords realizando equilibrios espectaculares, y ahora se encuentra preparando próximos retos.

SIN COMENTARIOS

DEJA UNA RESPUESTA

13 − 6 =