El Real Madrid ya asume la vuelta de Bale a final de temporada tras no cuajar con Mourinho

0
66

Al Real Madrid le siguen creciendo los enanos. Tras la lesión de Sergio Ramos, que no juega desde la Supercopa, y la más reciente de Eden Hazard, que le tendrá en el dique seco durante más de un mes, los últimos rumores que llegan desde Inglaterra no son nada halagüeños. La paciencia de José Mourinho y la directiva del Tottenham con Gareth Bale ha terminado y el galés volverá al Bernabéu a final de temporada.

Lo que parecía la historia de amor perfecta entre el jugador y el club en el que destacó se ha convertido en un “segundas partes nunca fueron buenas”. Así lo asegura el prestigioso ‘The Times’, que afirma que “el Tottenham no contempla ahora mismo una segunda temporada de Bale en los ‘Spurs’“. Después de dos temporadas en el ostracismo futbolístico, el extremo no ha conseguido ver la luz en su vuelta a Londres.

Tanto el Real Madrid como el Tottenham esperaban un mejor rendimiento del extremo británico, algo que no ha ocurrido. Esta temporada tan solo ha jugado 15 encuentros, solo seis en liga, con los del norte de Londres, habiendo anotado seis tantos, uno en cada competición que ha disputado. José Mourinho no termina de contar con él y sus problemas físicos le han acompañado esta temporada en la que ya se ha perdido nueve partidos por distintas molestias.

Sin embargo, lo que más preocupa en las oficinas de Valdebebas es la plaza que, de ser inscrito, ocuparía Bale como extracomunitario, en el último año de contrato que le queda de blanco. Por culpa del ‘Brexit’, el galés pone en una situación delicada al Real Madrid, que ya cuenta con Vinícius, Rodrygo y Militao, y que el año que viene recuperará, en teoría, a Kubo, como jugadores no europeos.

Así, la llegada de Bale obligaría al Real Madrid a deshacerse de dos futbolistas de entre los cinco mencionados, incluyendo al actual jugador ‘spur’. No obstante, no hay nada descartado, ya que el único que tiene su plaza relativamente asegurada es Rodrygo. Vinícius pasa por su peor forma desde que llegó y Militao tampoco termina de convencer. Por su parte, el centrocampista nipón podría optar por volver a salir como cedido para seguir creciendo.

Sin embargo, todo ello parece quedar supeditado a quién ocupe el banquillo blanco en la próxima temporada. La continuidad de Zidane sería un varapalo tanto para Vinícius como para Bale, dos de los jugadores que más han chocado con el técnico francés.

SIN COMENTARIOS

DEJA UNA RESPUESTA

4 × dos =