La reivindicación de Asensio: primer hat-trick de blanco, contra su ex equipo y con dedicatoria a su madre

0
75

Marco Asensio fue el indudable nombre propio del Real Madrid – Mallorca del pasado miércoles. El centrocampista blanco pasaba por un arranque de temporada titubeante en el que -hasta ayer- no había disfrutado de ninguna titularidad y solo sumaba 68 minutos bajo las órdenes de Ancelotti. De hecho, esta semana comenzaron las primeras dudas sobre su futuro ante su falta de participación, pero tanto Asensio -como el técnico- respondieron de la mejor forma.

El italiano aprovechó el duelo contra los mallorquines, equipo donde nació futbolísticamente el jugador para darle confianza y ver cuál era su nivel “real” y no entrando como revulsivo. No obstante, una vez más -la tercera de esta temporada-, Asensio fue colocado como interior en la medular junto a Camavinga y Valverde, siendo este el último invento del ‘libreto de Carletto’.

Inmejorable carta de presentación tanto de la apuesta del míster como del jugador, que respondió con un gran hat-trick contra su ex equipo y con goles en momentos importantes. Pese a que estrenó el marcador Benzema, que ofreció otro recital futbolístico en el Bernabéu, Asensio fue el encargado de encarrilar la victoria contra el Mallorca.

Su primer gol, recuperando ese olfato goleador que pese a no ser delantero atesora Marco. El mallorquín aprovechó el rechace de Manolo Reina a un disparo de Rodrygo para poner el 2-0 en el marcador. Celebración discreta, pidiendo perdón en señal de respeto a sus ex y dedicatoria especial como siempre para su difunta madre, señalando al cielo. Sin embargo, tan solo un minuto después, los bermellones volvían a ponerse a un gol de distancia con un tanto de Kang-In Lee.

Una vez más, Asensio volvió a gustarse y gracias a un gran pase de Benzema y un control exquisito, se quedó solo contra el portero para batir una vez más al Mallorca y enfriar los ánimos visitantes, cinco minutos después de que se avivasen sus esperanzas. El tanto del ’11’ supuso un jarro de agua fría sobre el equipo de Luis García del que no se pudo reponer.

No obstante, el madridista sabía que esa era su noche y ante el rival perfecto quería lucirse. Así, poco después de volver del descanso, puso la guinda definitiva a su actuación completando el hat-trick con un disparo desde la frontal del área.

Una auténtica ‘masterclass’ del mallorquín al que el madridismo ya señala como la nueva creación de Ancelotti, como ya hiciera con Di María en su última temporada, convirtiéndole en una pieza clave de su equipo, en el centro del campo. Como él mismo señaló en rueda de prensa, jugando como interior en lugar de extremo explota más sus cualidades técnicas y su potente disparo desde fuera del área. Año de reivindicación para Asensio.

SIN COMENTARIOS

DEJA UNA RESPUESTA

11 + 10 =