Las Ligas Europeas rechazan la idea de celebrar el Mundial cada dos años: "No es la solución"

0
122

Las Ligas Europeas (European Leagues) han emitido un comunicado este jueves en el que rechazan la idea de la FIFA de celebrar un Mundial cada dos años, tras el Consejo de Directores celebrado en Nyon, Suiza. Una decisión “firme y unánime” contra “cualquier propuesta para organizar el campeonato cada dos años”, que consideran que perjudica al fútbol nacional.

En el escrito de la organización de la que forman parte 13 de las ligas más importantes del continente europeo, aseguran que “trabajarán junto al resto de partes interesadas para evitar que los órganos de gobierno del fútbol tomen decisiones unilaterales que perjudiquen al fútbol nacional“. “Es la base de nuestra industria y de suma importancia para los clubes, los jugadores y los aficionados de toda Europa y del mundo”, añaden.

Del mismo modo, se unen a la opinión popular de que “las nuevas competiciones, las competiciones renovadas o las ampliadas para el fútbol de clubes y de selecciones nacionales, tanto a nivel continental como a nivel mundial, no son las soluciones a los problemas actuales”, recordando que el calendario ya está lo suficientemente cargado.

Prueba de ello, el problema en el que se han visto sumidos varios equipos de LaLiga con jugadores sudamericanos cuyos compromisos con sus clubes se solapaban con los internacionales. Tras unos días de acusaciones, decisiones y apelaciones, finalmente los partidos en cuestión han sido aplazados.

El comunicado de las Ligas Europeas continúa insistiendo en la importancia de que la decisión a la que se llegue tiene que ser consensuada y solo así beneficiará a todos. “El calendario requiere definitivamente el acuerdo de todas las partes interesadas, y sólo puede ser el resultado de un sutil equilibrio entre el fútbol de clubes y de selecciones nacionales y entre el fútbol de clubes nacional e internacional”, zanjan.

Arsene Wenger, actual director de desarrollo de fútbol en la FIFA, defendió el proyecto en una presentación de este y matizó que la clave es “agrupar las ventanas internacionales, en lugar de diferentes parones, que no son prácticos”.

“No queremos aumentar el número de partidos, queremos garantizar el descanso de los jugadores, que haya menos viajes, más partidos importantes y más oportunidades para que los futbolistas brillen, además de reducir la brecha entre los países que tienen más oportunidades y los que menos”, en rueda de prensa.

De este modo, la estrategia de la FIFA pasa por jugar la Copa del Mundo en 2026, agrupar en 2027 todos los torneos de confederaciones, y volver a disputar el Mundial de 2028.

SIN COMENTARIOS

DEJA UNA RESPUESTA

1 × cuatro =