Laurel Hubbard, primera deportista olímpica transgénero, anuncia su retirada caer eliminada en los Juegos

0
92

La halterófila neozelandesa Laurel Hubbard, que hizo historia el pasado lunes tras ser la primera atleta transgénero en debutar en una cita olímpica, anuncia su retirada del deporte profesional. La atleta, que ha sido el centro de la polémica de los deportistas transgénero durante las últimas semanas, ha agradecido la inclusión de los Juegos Olímpicos que ha permitido su participación.

La deportista de 43 años no fue capaz de realizar ningún levantamiento en la prueba de +87 kilogramos del lunes y ha anunciado su adiós a la competición este miércoles: “La edad me ha alcanzado. De hecho, siendo sincera, probablemente me alcanzó hace tiempo”.

En su despedida declaró ante la prensa que su cuerpo no aguantaba más: “Mi implicación en el deporte se debe probablemente, si no a otra cosa, a cantidades heroicas de antiinflamatorios. Probablemente sea el momento de empezar a pensar en colgar las botas y concentrarme en otras cosas en mi vida”.

Lo cierto es que la participación de Laurel ha abierto un profundo debate entre aquellos que consideran que la transición de género supone una ventaja competitiva y los colectivos transgénero que han celebrado este paso hacia políticas más inclusivas en los Juegos.

El Comité Olímpico Internacional solo permitía la participación de deportistas que se hubieran sometido a una cirugía de reasignación de género en función de la normativa elaborada en 2003. No obstante, el organismo eliminó en 2015 este requisito y se centró en el control de los niveles de testosterona.

A raíz del debate generado por la representante de Nueva Zelanda, el organismo ha anunciado que tiene previsto publicar nuevas directrices sobre esta cuestión una vez finalizados los Juegos de Tokio.

SIN COMENTARIOS

DEJA UNA RESPUESTA

doce − 1 =