Tiger Woods conducía casi al doble de la velocidad permitida en el momento de su accidente

0
63

Woods, de 45 años, tuvo que ser rescatado de su vehículo y fue intervenido de las múltiples lesiones que sufrió en su pierna derecha. Tras las investigaciones, la policía ha concluido que el jugador de golf chocó contra un árbol a 84-87 millas por hora (135-140 kilómetros por hora) después de “no detectar ningún frenazo”.

“Probablemente confundió el pedal del acelerador con el freno y por eso no se detectó que frenase” antes del impacto, añadió el sheriff del Condado de Los Ángeles. Woods conducía su coche casi al doble de lo permitido (72km/h), una “velocidad insegura para las condiciones de la carretera y la incapacidad para enfrentar la curva”.

El golfista californiano, ganador de 15 ‘grandes’, recibió el alta hospitalaria a mediados de marzo y desde entonces se recupera en su domicilio. “Estoy muy agradecido por la gran cantidad de apoyo y ánimo que he recibido durante las últimas semanas”, indicó en un comunicado tras su vuelta a casa.

SIN COMENTARIOS

DEJA UNA RESPUESTA

11 + 8 =